El pasado 10 de febrero nuestro centro se vistió de fiesta.
Hemos necesitado 1 año y medio para erradicar al 100 por 100 las sujeciones en cama. Una “supuesta locura” a ojos de un sector que en España lidera el desgraciado ranking de ser el país que más contiene a los enfermos de la Comunidad Económica Europea.

Plaza Real Gijón2Hemos devuelto la dignidad a aquellas personas que por sistema se contienen en centros y hospitales sin tener en cuenta su libertad y sus derechos básicos. No se ha aumentado el riesgo, no se ha necesitado más personal ni se aumentado el coste en nada. Sólo implicación, trabajo en equipo y sobre todo sensibilización en las personas que nos dedicamos a cuidar personas. Simplemente eso.

A los cinturones le daremos un reciclaje totalmente opuesto: sus anclajes se cortaron y se usan para que los pacientes sepan hacer lo contrario, abrirlos y cerrarlos ( coordinación bimanual en toda regla).

Gracias a nuestro personal, a las familias implicadas y en especial a Raquel Calatayud, reconocida profesional a nivel mundial experta en el proceso de la liberación de las contenciones.